Los inmigrantes son más propensos a sufrir diabetes. Así lo ha confirmado un estudio que ha comprobado que esta enfermedad registra un mayor impacto entre la población de origen inmigrante. Las causas principales: la adquisición de hábitos de vida occidentales y una mayor predisposición genética. 

Leave a Reply

Your email address will not be published.